jueves, 25 de abril de 2013

LLega Colección 2. Botánica Ilustrada, Los invitamos a la inauguración !!!!!



La muestra se realizará en los siguientes espacios de exhibición:

-Del 11 de mayo al 9 de Junio
Casa Thays del Jardín Botánico
Av. Santa Fe 3951
Lunes a viernes de 9 a 17.45 hs. Sábados, Domingos y feriados de 9.30 a 17.45 hs. 

-Del 3 de julio al 28 de julio

Cine El Plata
Av. Juan Bautista Alberdi 5751.
Lunes a viernes de 13 a 20 hs. Sábados, Domingos y feriados de 10 a 22 hs.

-Del 3 de agosto al 1 de septiembre
Centro Cultural Sur
Av. Caseros 1750
Martes a Domingo de 11 a 22 hs.

Actividades Educativas:
Sábados: para público en general (15.30 a 17.30 hs)
Lunes o miércoles:  para contingentes o grupos (solicitar por mail pcolecciones@gmail.com)

Podés consultar la Hoja de Sala de la Exposición en:
Hoja de Sala de la Muestra

Carla Benedetti: En El Paraíso eres tú, muestra a su familia en paisajes idílicos. Utilizando un lenguaje pictórico pleno de color y luminosidad, celebra la vida en sintonía con una naturaleza exaltada, generosa y productora de vida.

Elisa Da ‘ll Occhio: Instinto Vegetal recrea la trama y la estructura de crecimiento vegetal. El papel como material elegido para la escultura, recuerda que la naturaleza también es recurso productivo.


Julieta Anaut: La llamada de las mujeres silvestres son fotomontajes, escenas en las que la artista interpreta a mujeres realizando ritos ligados a la naturaleza. En tiempos convulsionados y alejados del origen natural, Julieta Anaut evoca un pasado de espiritualidad en unión con una naturaleza que es fuente espiritual y material.
 
Carolina Spinelli: inspirada en los tatebanko japoneses (teatrillos con perspectivas escénicas de papel), crea cajas donde los planos seriados de paisajes de otras galaxias y dimensiones, invitan a imaginar historias fantásticas.
 
Gabriela Gutiérrez: Beatas, es una serie de retratos nocturnos de cascadas. La luminosidad de las aguas remite a aspectos sagrados y femeninos, al éxtasis místico que sobreviene en el encuentro con el elemento purificador, pero también alude al brillo erótico de una naturaleza prodigiosa. Beatas volviendo imagen la naturaleza, permite detenerse en la dimensión estética de sus formas.

Débora Kirnos y María Paula Doberti: Natural / artificial es es un trabajo conjunto en el que entrecruzan procedimientos, para hablar de las prácticas de intervención artificial que atraviesan las disciplinas del conocimiento. Reelaborando elementos de la composición tomados de otras obras, reflexionan sobre la hibridez contemporánea.

Julián D’ Angiolillo: sus trabajos pertenecen al Proyecto Biogeografía del Parque Rivadavia. La remodelación del año 2003 es el disparador para revisar el pasado y el presente del Parque. A partir de dibujos, fotos, postales y documentación, D’ Angiolillo recrea la reforma proponiendo una mirada crítica sobre las transformaciones y problemáticas del espacio público y las prácticas del diseño urbano.


Mercedes Fidanza: estas obras forman parte del Proyecto Cactus Migrantes que toma al cactus como metáfora del exilio/migración. Los cactus sin espinas representan el momento de la adaptación al nuevo hábitat. Los mapas de las rutas de los cactus, muestran los recorridos migratorios generando interrogantes sobre las causas que los motivaron.

Florencia Alvarez Guardo: propone una naturaleza desbordante que se ha apropiado del lugar. Obra que plantea un juego de dualidades (orden/desorden, artificial/artificial, luz/sombra…) que remiten a la filosofía china. La artista, recreando el aspecto formal y simbólico de la naturaleza, evoca los procesos internos del mundo personal.

Karina Quinteros: pertenecientes a la serie Hospes, son organismos, que mezclan formas vegetales y animales en alusión a los procesos biológicos en los que un organismo alberga a otro en forma de parásito/huésped. Hospes sugiere que este proceso de imbricación natural, también alcanza al mundo de las relaciones humanas.

Laura Riolfi: recrea los paseos de su infancia en el Jardín Botánico. Dibuja directamente sobre el papel, creando un mundo de flores exquisitas surgidas de la experiencia y la imaginación.

Andy La Morticella: a partir de fotografías de viajes y mediante la superposición e incrustación de telas, compone escenas de vegetación habitadas por personajes que se mimetizan con la armonía y las formas del paisaje. Una trama de fragmentos textiles que propone una naturaleza potenciadora de la sensibilidad y el romanticismo.Eliana Castro: a partir de los restos vegetales encontrados en un lago en proceso de evaporación, trabaja sobre la sombra de estos cuerpos, como huella o memoria de ese paisaje. Arqueología es una obra poética donde lo formal y material, posee una profunda correlación con lo sensorial, lo espiritual y la reflexión.

 
Ana Wahren: Analogías, son correspondencias visuales y diálogo afectivo entre tramas vegetales tomadas por la abuela de la artista en los jardines y las tramas artificiales que ella misma registra en la casa familiar.

Florencia Zuñiga: imágenes donde fuerzas y formas en movimiento, hablan de un mundo vital. Con simpleza de recursos y mediante el dibujo, abstrae las formas de la naturaleza recreando ritmos, figuras y texturas.

Nelda Ramos: el Proyecto Cactus reúne distinto tipo de acciones y obras, en las cuales el cactus aparece con distintos niveles de representación/presentación, como símbolo de diversidad, resistencia, creatividad y vida.

Florencia Fernández: Germinaciones, Sueños propone conectarse con la infancia y con la posibilidad de hacer aflorar los sueños personales. Acción y pintura crean un hábitat poético en el que la capacidad creadora de la naturaleza, se conjuga con la capacidad creativa del arte.
Sebastián Semino: a través de la materialidad y la metáfora del juego, ofrece una crítica sobre los agronegocios que contaminan suelos, cultivos y alimentos. Juego en el que en estas tierras, nadie gana y todos pierden.

Alumnos cátedra Madanes: intervienen la naturaleza empleando su mismo lenguaje, el agua capta las formas y el movimiento de los árboles en altura y la refleja al nivel del suelo. Jardín Infinito, multiplicando el efecto de la naturaleza, poetiza el espacio.












 

 








 







 


No hay comentarios:

Publicar un comentario